Feugiat nulla facilisis at vero eros et curt accumsan et iusto odio dignissim qui blandit praesent luptatum zzril.
+ (123) 1800-453-1546
info@example.com

Related Posts

adaptar-hogar-cadera

Cómo adaptar el hogar tras una intervención de cadera

  • Adaptar el hogar para evitar el riesgo de complicaciones es una forma de optimizar la recuperación tras una intervención de cadera.
  • Las escaleras, los suelos, el baño, la cama, la iluminación y los objetos habituales son las cuestiones sobre las que más atención hay que poner.

Pocos días después de una operación de cadera, la mayoría de pacientes reciben el alta hospitalaria y pueden volver a casa. La intervención es efectiva y, gracias a los avances médicos, cada vez supone un menor tiempo de rehabilitación. No obstante, es útil conocer de qué manera adaptar el hogar para que la recuperación sea plácida y esté exenta de riesgos.

  • Escaleras: si el paciente vive en una casa de más de un piso se recomienda que, temporalmente, haga vida en la planta baja. Evitar escaleras es también evitar riesgos.
  • Los suelos: lo más sensato es vaciar el suelo de la casa de objetos que puedan ocasionar tropiezos y resbalones. Esto no solo significa retirar objetos como juguetes (muy habituales, si hay niños), sino ir con mucho cuidado con las alfombras, macetas y otros elementos sueltos que puedan desplazarse involuntariamente.
  • El baño: lo más adecuado es instalar un pasamanos en la ducha o bañera, donde poder agarrarse y asegurar el movimiento. Quizás no sea necesario hacer ninguna obra (en el mercado existen pasamanos autoadhesivos muy fiables). En caso de ducha, hay que sustituir las alfombras sueltas por tapetes antideslizantes. Si se trata de una bañera, una banqueta fija (que mantenga la cadera a 90 grados) para sentarse durante el lavado puede ser muy útil. Finalmente, es recomendable colocar un alza ortopédica en el inodoro, para mantener la cadera elevada y evitar el riesgo de luxaciones.
  • La cama: se recomienda una cama suficientemente baja como para que los pies le toquen en el suelo, cuando, al ir a acostarse o al incorporarse, el paciente se siente en el borde de la cama. Además, la cama deberá permitir una postura adecuada a la hora de dormir (boca arriba y con un cojín entre ambas piernas durante las primeras semanas tras la intervención).
  • La iluminación: hay que evitar las zonas oscuras en la casa. Espacios bien iluminados reducen el riesgo de caídas. Igualmente es útil situar sillas o respaldos despejados en cada habitación de la casa, para poder sentarse cómodamente en cualquier momento.
  • Objetos cotidianos: lo más recomendable es colocar los objetos más habituales allí donde sea más sencillo de encontrarlos. Hay que evitar, por ejemplo, situar los útiles de cocina en armarios muy altos o muy bajos. Lo mismo con las prendas de ropa, los alimentos o los productos de limpieza corporal o cosméticos de uso diario. Esto se puede hacer con anterioridad a la intervención, por ejemplo.
  • A la hora de desplazarse por pasillos es muy recomendable acompañarse de un andador o de bastones.

Estos sencillos consejos ayudarán a mantener un hogar en condiciones óptimas para la recuperación de cadera.

Conoce más sobre rehabilitación de cadera en casa

2 Comentarios