Feugiat nulla facilisis at vero eros et curt accumsan et iusto odio dignissim qui blandit praesent luptatum zzril.
+ (123) 1800-453-1546
info@example.com

Related Posts

enfermedad renal cronica

Enfermedad renal crónica

Cuando los riñones empiezan a fallar, la capacidad de filtración de estos disminuye de forma gradual y progresiva, pudiendo dar lugar a una insuficiencia renal crónica, también llamada enfermedad renal crónica. Esta disminución gradual de la función de los riñones explica que habitualmente no aparezcan síntomas hasta que su funcionalidad se ha reducido a un  20-25% de la considerada normal.

Funciones normales del riñón

Los riñones son órganos esenciales que actúan como depuradores, equilibradores y productores. Sus funciones normales son:

  • Depurar la sangre de las toxinas producidas por el metabolismo de las células
  • Equilibrar los niveles de agua y minerales en nuestro organismo
  • Producir tres importantes hormonas:
    • eritropoyetina: estimula la producción de glóbulos rojos
    • renina: regula la presión arterial
    • calcitriol o vitamina D activa: regula el contenido de calcio y fósoforo en los huesos.

Síntomas de la insuficiencia renal crónica

Los primeros signos de la enfermedad suelen ser generales e inespecíficos: cansancio, dolores de cabeza frecuentes o malestar físico general. A medida que progresa, puede aparecer hinchazón de manos y pies, pérdida de apetito, oscurecimiento de la piel, calambres musculares, sed excesiva o mal aliento, entre otros.

Causas de la enfermedad

Las dos principales causas de enfermedad renal crónica son la diabetes y la hipertensión arterial, aunque muchas otras afecciones pueden desembocar en insuficiencia renal.

Medidas a tomar

Aunque desafortunadamente no existe curación para esta enfermedad, se pueden adoptar una serie de medidas para retrasar el deterioro de la función de los riñones, especialmente cuando el diagnóstico se ha hecho en fases incipientes de la insuficiencia renal. Estas medidas siempre deberán seguirse bajo supervisión médica.

  • Medirse regularmente la presión arterial y mantenerla controlada
  • Si se tiene diabetes, mantener los niveles de azúcar en la sangre bajo control
  • No fumar y hacer ejercicio regular adecuado a su estado físico
  • Limitar el consumo de alimentos ricos en sal, grasas o colesterol
  • Limitar el consumo de alimentos ricos en potasio (plátanos, patatas, frutos secos o guisantes)
  • Consultar al médico antes de tomar cualquier medicamento, para evitar aquellos que afectan a la función renal

 

Bibliografía: 

Guía de Práctica Clínica sobre la Enfermedad Renal Crónica (ERC).

Sociedad Española de Nefrología (SEN) https://www.senefro.org

Medline plus https://www.medlineplus.gov

Medicina XXI https://www.medicina21.com