Feugiat nulla facilisis at vero eros et curt accumsan et iusto odio dignissim qui blandit praesent luptatum zzril.
+ (123) 1800-453-1546
info@example.com

Related Posts

Poesía para la tercera edad, autor

Desde Sanitas Guadarrama queremos compartir una poesía que ha escrito uno de nuestros residentes que nos pone la piel de gallina.

POESIA CON CARIÑO PARA LA TERCERA EDAD.

Voy a decir para ustedes

con cariño y humildad

una corta poesía

basada en la realidad.

Recuerdo siendo pequeño

igual que todos ustedes

teníamos mucho respeto

sin tener tantos placeres.

Entonces era sagrado

contestar a los mayores

que con mucha educación

cumplíamos los menores.

Fuimos muy poco al colegio

hay que decir la verdad

pero si nos enseñaron

a tener que respetar.

Ahora estudian muchos años

tienen que tener cultura

pero en cuanto al respeto

no hay ninguna asignatura.

Y debieran de tenerla

sépanlo los profesores

que bien merece un suspenso

quien contesta a los mayores.

Los hijos deben ser hijos

orgullosos de potencia

los padres deben ser padres

por muchos años que tengan.

No hay cosas para los padres

que cuesten mayor placer

que les respeten los hijos 

por muy crecidos que estén.

Se encuentran entusiasmados

llenos de felicidad

pero cuando ven lo contrario

lloran en su soledad.

Se muestran acobardados

constantemente sufriendo

pidiendo con ansiedad

que los llame el padre eterno.

Y es triste y doloroso

y más que  nada inhumano

el no encontrar un cariño

al llegar a ser anciano.

Los nietos a los abuelos

les quieren cuando son niños

pero según van creciendo

se va perdiendo el cariño.

Si el abuelo les reprende

le contestan enfadados

tú ya no entiendes ni papa

porque estas muy anticuado.

Cabizbajo y dolorido

se queda solo el abuelo

llorando gotas de sangre

sin tener ningún consuelo.

Por la mañana temprano

dicen muy fuerte y sin duelo

no hay quien duerma en esta casa

por lo que tose el abuelo.

A muchos seres les pasa

todo lo que estoy diciendo

que dios se lo tenga en cuenta

lo mucho que está  sufriendo.

A todos les digo ahora

con bastante regocijo

de lo que sufren los padres

por dar alegría a sus hijos.

Y me despido de ustedes

con lágrimas en los ojos

y les doy un fuerte abrazo

a todos los pensionistas. 

Casiano Jimenez.